En el páramo de La Rusia se plantaron frailejones que germinaron en un vivero de alta montaña.
En el páramo de La Rusia se plantaron frailejones que germinaron en un vivero de alta montaña. Fotos: Nelson Yamit Soledad
Published in Conservación,
Miércoles, 02 Mayo 2018 20:03

Sembrar frailejones es sembrar vida

Soldados, ambientalistas, campesinos y funcionarios participaron de una jornada de restauración vegetal en el páramo de La Rusia en desarrollo del ‘Reto Siembra Sumercé’. 

Emoción, mucha emoción, y una profunda responsabilidad fue lo que sintieron quienes participaron de la siembra de 250 plántulas de vegetación nativa en el páramo de la Rusia, sector Aguaclara, zona rural del municipio de Duitama.

Y es que frailejones no se siembran todos los días, de ahí la emoción y la responsabilidad de plantarlos. El frailejón es una especie propia de las altas montañas que por la estructura de sus hojas y sus vellosidades tiene la capacidad de retener el agua de la lluvia y la neblina para luego filtrarla lentamente hacía las quebradas y los ríos.

Julio César Correa Sanabria fue uno de los que asumió el reto. Correa hace parte de los gestores de la Reserva Natural de la Sociedad Civil Las Lagunas Encantadas, un predio destinado a la conservación que aloja a la laguna de Los Patos, a la laguna Negra y la laguna de los Príncipes, humedales que están muy cerca del Parque Natural Municipal Pan de Azúcar y la Rusia y del Santuario de Fauna y Flora Guanentá Alto Río Fonce.

El proceso de germinación y crecimiento de los frailejones sembrados en el páramo de la Rusia comenzó hace tres años por iniciativa del personal de Parques Nacionales Naturales que administra el Santuario de Fauna y Flora de Iguaque. Allí instalaron un vivero de alta montaña para acopiar las semillas recolectadas durante las salidas de campo.

Jorge Eliecer Camargo hace parte del equipo de trabajo de este Santuario. Él y sus compañeros recorren periódicamente las 10.429 hectáreas que lo componen para monitorear su estado. A lo largo de estos desplazamientos identifican las plantas madre de las cuales extraen las semillas de frailejón. Evalúan su estado para descartar la presencia de hongos y determinan si pueden ser germinadas en el vivero de alta montaña.

Camargo dejó ver su satisfacción por el resultado alcanzado. A la fecha han logrado propagar 14 especies diferentes de Espeletias, nombre científico con el que se conoce a los frailejones. Su germinación depende del tipo de variedad. La Espeletia boyacensis, por ejemplo, tarda 27 días, otras pueden demorar hasta un año.

Reto Siembra

Fotos: Nelson Yamit Soledad.

Sembrando agua

‘Reto Siembra Boyacá’ es el nombre que recibió la convocatoria hecha por la Dirección de Medio Ambiente de la administración departamental en el marco del Año del Agua y el Ambiente, y la importancia de la jornada que se cumplió en el páramo de Pan de Azúcar está relacionada con el valor hidrológico de este ecosistema.

En palabras de Julio César Correa, de la Reserva Natural de la Sociedad Civil Las Lagunas Encantadas, esta zona de páramo puede considerarse como una estrella hidrográfica pues allí nacen los ríos Fonse, Negro y Oibita que suministran agua a comunidades de Boyacá y Santander.

Boyacá está haciendo su aporte a la reforestación de los páramos de Colombia pues con este ‘Reto Siembra Sumercé’ se plantaron las primeras Espeletias que se ‘criaron’ en el vivero de alta montaña de Pan de Azúcar, y a ellas se suman los cerca de 50 mil árboles sembrados en los municipios que participaron del reto propuesto por el gobernador Carlos Andrés Amaya.

Fabio Muñoz, director del Santuario de Fauna y Flora Guanentá Alto Río Fonse, aseguró que es muy importante articular esfuerzos con la comunidad y con otras instituciones para continuar con las jornadas de reforestación. “Todos debemos sensibilizarnos con la protección de los páramos”, agregó.

Entre tanto Fabio Medrano, director de Medio Ambiente de la Gobernación, insistió en la necesidad de que los boyacenses conozcan los páramos para que los valoren y los protejan y resaltó la activa participación de funcionarios de Parques Nacionales Naturales, de soldados del Batallón Silva Plazas, de la Alcaldía de Duitama y de representantes de la comunidad.

Ejército, autoridades civiles y delegados de organizaciones ambientales se comprometieron a fortalecer este proceso. Al respecto el coronel Richard Alexander Ochoa, comandante del Grupo de Caballería No. 1 Silva Plazas, sostuvo que por disposición de la comandancia general los soldados de Colombia están comprometidos con la protección del medio ambiente y que una de las primeras tareas es actuar en alianza con Parques Nacionales Naturales para incrementar la producción de material vegetal en los viveros.


Artículo con reportería del periodista Nelson Yamit Soledad.