“Me preocupa mucho el problema de la deforestación en Boyacá”
Foto: Gobernación de Boyacá
Published in Educación Ambiental,
Miércoles, 15 Mayo 2019 02:18

“Me preocupa mucho el problema de la deforestación en Boyacá”

Marina Pesca Moreno, secretaria de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Gobernación, dijo que es urgente detener la intervención a los bosques y a los páramos.

Son varios los asuntos que inquietan a la primera Secretaria de Ambiente de Boyacá en propiedad: la creciente deforestación, la falta de plantas para tratar las aguas residuales que van a los ríos, la situación de los centros de sacrificio de ganado y la irresponsabilidad de personas y empresas que contaminan e impactan los recursos naturales.

“Somos un departamento muy rico porque tenemos recursos naturales como las esmeraldas, el carbón, el hierro, somos productores, somos agricultores, pero la falta de conocimiento de las personas y las empresas hace que se llegue a estropear el medio ambiente”, aseguró la funcionaria.

Marina Pesca considera que a los ciudadanos les falta mucha cultura ambiental y mayor sensibilidad para comprender que la utilización irregular de los recursos naturales afecta el bienestar de las comunidades próximas y de aquellas que se encuentran más alejadas.   

Sostuvo que su reto al frente de la Secretaria de Ambiente del departamento es cumplir las metas que la administración del gobernador Carlos Andrés Amaya se propuso, especialmente en lo que tiene que ver con la generación de escenarios para la educación ambiental.

Consideró que tanto la Gobernación como las Corporaciones han hecho esfuerzos por capacitar a las personas en buenas prácticas y buenos hábitos frente al uso racional de los recursos, sin embargo, estimó que no son suficientes y que deben fortalecerse y acompañarse con acciones policivas y sancionatorias.

Sobre los rellenos sanitarios

“Los municipios se están gastando mucha plata para trasladar sus desechos a Tunja y Sogamoso y los rellenos sanitarios de estas ciudades se están colmatando”, manifestó Marina Pesca en alusión a la estrategia del departamento para apoyar la adecuación de otros sitios de disposición final de residuos en otras provincias.

Aseguró que hay varios estudios que esperan el aval de Corpoboyacá para la construcción de rellenos sanitarios regionales e insistió en la necesidad de educar a los usuarios en prácticas como la clasificación en la fuente, la reutilización de empaques y el uso del canasto y la bolsa de tela en lugar del plástico y el icopor. “Aún a pesar de las campañas que se han realizado la gente sigue usando las bolsas plásticas”, indicó la Secretaria de Ambiente.

Control a la deforestación

“Boyacá es uno de los departamentos donde la deforestación ha sobrepasado la tasa límite”. Con esta frase Marina Pesca Moreno, responsable de ejecutar las políticas ambientales de la Gobernación, se refirió al que considera como uno de los problemas más serios que tiene la región.

Aunque no exhibió las cifras que sustentan su preocupación y su declaración no concuerda con lo expresado por los directores de Corpoboyacá y Corpochivor, Ricardo López y Fabio Guerrero, respectivamente, en el sentido de que Boyacá está bien en esa materia, la titular del despacho de Ambiente insistió en que la deforestación es evidente. 

“La comunidad baja la leña del páramo para cocinar, hay que generar estrategias para que en las veredas se disponga de unas cocinas sostenibles o se promuevan plantaciones forestales que el campesino pueda utilizar para su consumo sin afectar el bosque nativo”, concluyó.

Agregó que una de sus tareas será concretar las negociaciones con los municipios para poner en marcha el programa de guardapáramos y guardabosques con el componente de pago por servicios ambientales. “De esta manera podrían reducirse los índices de deforestación”.   

Preparase para el futuro

Boyacá debe formular en 2019 el Plan de Gestión Ambiental Regional (PGAR) para los próximos 12 años. Es una labor que le compete tanto a las Corporaciones Autónomas como a la Gobernación, a las alcaldías, a las empresas de servicios públicos y a la comunidad.

Al respecto la Secretaria de Ambiente y Desarrollo Sostenible del departamento consideró como muy importante que allí queden incluidos temas como la construcción de las plantas de tratamiento de aguas residuales, las plantas de tratamiento de agua potable, las inversiones para optimizar los acueductos veredales y asegurar agua de calidad a las comunidades rurales.

También sugirió que el PGAR debe contemplar lo relacionado con la protección de los ecosistemas y la solución a la falta de centros de sacrificio de ganado que está generando conflictos en los cuerpos de agua y que representa un riesgo para la salud pública, así como una mejor dinámica para garantizar que haya mayor articulación entre las instituciones responsables de ejecutar las políticas ambientales en el territorio.