Aves, mamíferos y reptiles son las tres especies mayormente afectadas por el tráfico ilegal, de acuerdo con los registros tanto de Corpoboyacá como de la Policía Ambiental.

Un coro de voces le clamó al ministro de ambiente, Luis Gilberto Murillo, posponer la delimitación de uno de los páramos más poblados de Colombia.

Comunidad pide a Corpoboyacá declarar como área protegida el subpáramo de Monte y Pinal y salvaguardar el recurso hídrico del Occidente.

Esta fue la pregunta que motivó el Encuentro Departamental de Consejos de Cuenca que tendrá lugar el próximo viernes 6 de abril en Paipa.

Sus directores expresaron que están dispuestos a articularse con la Gobernación de Boyacá para apoyar el desarrollo de sus propuestas.   

Luego de ser víctimas de tráfico y tenencia ilegal de fauna silvestre, siete monos cariblancos regresaron a su hábitat. 

Corpoboyacá y la Fundación Panthera iniciaron un programa para el manejo de conflictos con estos depredadores naturales.