“Corpoboyacá no tiene como prioridad inaugurar obras. Su reto es aportar al ordenamiento del territorio”.
Published in Conservación,
Viernes, 28 Abril 2017 11:21

“Corpoboyacá no tiene como prioridad inaugurar obras. Su reto es aportar al ordenamiento del territorio”.

Con esta frase el director de la entidad dijo que las instituciones deben trabajar en equipo para promover un adecuado uso del suelo.

En entrevista con entreojos.co, Ricardo López Dulcey, expresó su preocupación por el desinterés de las administraciones municipales para avanzar en la actualización de sus planes y esquemas de ordenamiento territorial. López dijo que la Corporación está realizando importantes inversiones en la producción de instrumentos de planificación y en el ordenamiento de las cuencas de su jurisdicción, sin embargo, lamentó que algunos sectores, incluso de gobierno, le estén exigiendo obras cuando lo suyo es el ejercicio de la autoridad ambiental.

“Las obras físicas, las de cemento, en las que se puede cortar la cinta, no son lo único importante, todos tenemos que vincularnos con el ordenamiento del territorio”, sostuvo el director de Corpoboyacá, quien reiteró que pese a los insumos para que los alcaldes avancen en la planificación territorial, y la asesoría que se les puede brindar, la entidad no puede obligarlos a cumplir con esta tarea.

Los insumos a los que se refiere son los seis procesos de ordenación de cuencas en los que está involucrada la entidad y entre los que se destacan la cuenca Alta del río Chicamocha y otras como las de los ríos Garagoa, Cravo Sur y Carare – Minero, además de la cuenca media y baja del río Suárez.

A estos se suman los estudios técnicos para definir la ronda de protección ambiental, la cota máxima de inundación y las alternativas de adecuación hidráulica en el cauce principal de la Cuenca Alta del río Chicamocha. López considera que con estas inversiones la entidad va por el camino correcto pues situaciones como las de Mocoa y Manizales obligan a que tanto el departamento como los municipios emprendan acciones para revertir el mal uso del suelo, y los planes de ordenación y manejo de cuencas son, en su opinión, esenciales para tomar decisiones acertadas y evitar consecuencias lamentables.

Sobre la gestión 2016

Además de los Pomca y de los estudios sobre la ronda del río Chicamocha, el director de Corpoboyacá se refirió a los logros que consideró más significativos del actuar de la entidad durante 2016. Aludió al ejercicio de la autoridad ambiental a través del seguimiento a las licencias otorgadas y al monitoreo y la sanción en situaciones en las que se configura la ocurrencia de delitos ambientales.

En este periodo, según se informó, se abrieron 200 expedientes con decisiones de fondo que condujeron a la imposición de multas por cerca de mil 400 millones de pesos. También en este ámbito se reportaron operativos conjuntos que permitieron el decomiso de 90 ejemplares de fauna silvestre y de 170,29 m3 de especies como Eucalipto, Higuerón, Eucalipto Blanco y Curauvo entre otros.

El director de la Corporación resaltó la gestión emprendida para la declaratoria de áreas protegidas como la Serranía de las Quinchas, la delimitación de los páramos y la formulación de sus planes de manejo. Declarar áreas protegidas, explicó, conlleva a que estas zonas deban salir del mercado de los suelos y a que los alcaldes a través de sus esquemas o planes de ordenamiento determinen modificaciones en los usos de suelos para su protección integral.

Los detalles del informe de rendición de cuentas que fue presentado el pasado 28 de abril pueden ser consultados en el siguiente enlace http://bit.ly/2pqJQRT