La petrolera solo le había reportado 0.75 barriles a la autoridad ambiental. Corpoboyacá evidenció daños en suelo, agua, flora y fauna.