Los firmantes del documento se comprometieron a utilizar los mecanismos legales y constitucionales para defender los derechos de la naturaleza.

El tema central del evento, previsto para el 6 de febrero, será la participación ciudadana en los procesos de planeación y ordenamiento ambiental territorial.